domingo, 17 de octubre de 2010

Jornadas de FAEST en Salamanca, increíbles.

El fin de semana se presentaba interesante, no es para menos tratándose de Socialismo. Y no, en este caso, no tan afectivo como vosotros pensaréis.
La ciudad elegida en esta ocasión ha sido Salamanca, una ciudad preciosa, que a todos los que habíamos estado en el Congreso de FAEST del año pasado, nos recordaba a Toledo. Sin duda, el frío se ha hecho eco de nosotros, y nosotros nos hemos hecho notar en esta ciudad.
Nuestros cánticos al paso de: “El día 22 la Espe dice Adiós!”, “Ista Ista Ista, Salamanca Socialista”, o “Esa FAEST como mola, se merece una ola”, entre las canciones típicas de los castellano-manchegos, han marcado un antes y un después en nuestras primeras jornadas de FAEST desde que pertenecemos a la permanente de esta Asociación Estudiantil referente en el panorama estudiantil español.
De nuevo, la delegación extremeña, o en su defecto y para abreviar, yo, volvía a estar unida a Castilla la Mancha, Galicia (como no xD), Canarias (todo un referente para Extremadura en los temas de FAEST =D) Ceuta y Melilla. Nuestra habitación con 10 camas de nuevo se convirtió en la Casa del Pueblo de todas las jornadas. Y como no podía ser de otro modo, el albergue volvió a llenarse de Socialismo, que no sé si afectivo o no, pero Socialismo a fin de cuentas.
Siempre aprendo en todas las jornadas a las que asisto, conozco gente increíble y disfruto más que nadie, y estas, sin duda, no iban a ser menos. Mi presidenta de FAEST, Ana, se ha portado como toda una anfitriona y desde aquí se lo agradezco a ella y a todos los compañeros de Salamanca y MAS Salamanca por invitarnos a formar parte de este fin de semana. Permitidme aun así que haga una mención especial para un chico cuanto menos especial, currante como el que más, simpático, gracioso y medio extremeño: Alvarito. Gracias por cada muestra de cariño por tu parte, la atención que nos prestas y por habernos acompañado durante casi una hora en la parada de taxi cuando hacía una temperatura de 5 grados y eran las 6 de la mañana.
Por supuesto, no podría olvidarme de mis compañeros, pero he de destacar a un personajito (con mucho cariño) que no dudo que a partir de ahora nos convertiremos en grandes amigos: Héctor! Ay mi cari!! xD

Y bueno, como las jornadas han sido de Educación, y yo debo transmitir el mensaje como Vicepresidenta de FAEST, he de decir que creo en la Educación a nivel europeo, en la implantación (siempre que se haga bien) del Euro crédito y del Espacio de Educación Superior. Creo en la Educación Pública, LAICA, y de calidad; creo en la igualdad de oportunidades, en la formación y el aprendizaje, en la enseñanza al pensamiento y al conocimiento, en la necesidad de conocer gente más allá de tus fronteras… Creo en esta educación que el Partido Socialista lleva impulsando desde que llegó al gobierno. Todos somos iguales y todos tenemos los mismos derechos. La educación supone un derecho para todos los ciudadanos reconocido en la Constitución Española de 1978, y como tal, debe ser prestado a todos y a todas.

Por tanto, y dado que vivimos en un Estado del Bienestar y nuestra Constitución nos avala, muchos presidentes de CCAA tales como Madrid o Comunidad Valenciana, deberían impulsarla y optar por lo público, que es lo de todos, y por tanto, lo que todos tenemos derecho a tener.

Generación Granada…continúa el camino.

María.

1 comentario:

larosadelapaz dijo...

Ha sido un gran fin de semana en salamanca!! claro q si!